“Miedo a nada, respeto a todo”

“Miedo a nada, respeto a todo”

Iniciamos la nueva sección de alumni con la Doctora Ivette Teixidor Olmo.

La frase que más usa en su día a día es una que repetía constantemente el Dr Jané: “Miedo a nada, respeto a todo, frase que cuanto más experiencia tienes, más sentido cobra”.

¿Cómo ha ido tu trayectoria profesional después del Máster?

Actualmente trabajo exclusivamente como cirujana oral/implantolóloga en la misma red de clínicas dentales desde hace 7 años.

Estuve 3 años en el máster como alumna (dos de los cuáles como colaboradora) y 3 más, una vez terminé, como colaboradora los martes, mientras trabajaba en clínicas dentales como cirujana/implantóloga.  El único motivo por el que dejé de colaborar en el máster fue la distancia, ya que vivo en Girona.

¿Qué aprendiste en el máster? 

Es una pregunta muy amplia y que puede tener múltiples respuestas. Mi promoción fue una promoción muy especial, ya que se trató de la primera. Fue un reto para todos, alumnos y profesores incluidos. Por lo que no sólo aprendimos cirugía o técnica quirúrgica propiamente dicha, sino que aprendimos a organizarnos, a demandar las necesidades que se iban presentando, a negociar con tus compañeros, etc. y los que para mi es más importante, saber manejar la mayoría de complicaciones que puedan surgir y eso es lo que nos diferencia de posgrados o cursos de corta duración. 

¿Como lo aplicas en tu vida profesional? 

Como ya he citado anteriormente, sólo me dedico a la cirugía, por lo que la aplicación de los conocimientos es del 100%.

¿Han quedado obsoletos los conocimentos o siguen activos a día de hoy? 

En cualquier rama de la salud, y si además el sector es privado, como en nuestro caso, siempre hay nuevas técnicas, nuevos materiales, etc que te obligan a estar al día en todo; pero lo que es la base, de momento, sigue activa a día de hoy. 

¿Cómo ves el sector y la odontología en general? 

La pregunta del millón. Mentiría si no viese el sector bastante mal ya que se mezclan múltiples factores, como por ejemplo, la falta de numerus clausus para regular el número de odontólogos; el abusivo precio de los másters/postgrados, que, según mi parecer, están excluyendo a una buena parte de los estudiantes; la falta de especialidades, por lo que se produce mucho “intrusismo” legalmente cubierto. En fin, podría estar horas hablando sobre todo lo que mejoraría de nuestro querido sector.

¿Qué echas de menos del máster?

¿Se hecha de menos a tu familia cuando vives lejos de ella?

Así me siento yo con ellos. No hay ocasión en que se me presente la oportunidad de reunirme con ellos y la rechace.

Másters UB

Comentarios cerrados.